La evolución de la tecnología

evolución de la tecnologíaSon impresionantes los avances en cuanto a tecnología. En pleno siglo XXI estamos ante una era que ha evolucionado y revolucionado a la sociedad. El crecimiento y adopción de nuevos sistemas tecnológicos supone más facilidades en cuanto a comunicación. Los datos y estadísticas aseguran que dentro de unos años la mitad de la población mundial estará conectada a la red en poco menos de 5 años.

Es evidente que las nuevas tecnologías nos rodean (smartphones, tablets, mp3, i-pad, e-book). La modernización de sistemas y dispositivos, la innovación de sistemas, el desarrollo de programas y aplicaciones.. ha propiciado la creación de diversidad de elementos y componentes que usamos en nuestra vida diaria.

Las nuevas tecnologías agrupan tres sectores: informática, telecomunicaciones y video (todos ellos interrelacionados entre sí). La informática supuso el detonante tecnológico más potente. En el siglo XX se desarrolló la creación de ordenadores con una memoria muy escasa y una potencia muy pobre.

Con el paso de los años se fueron aplicando e introduciendo nuevos avances modificando los sistemas, materiales y velocidades para conseguir mejoras en cuanto habilidades y usos.

Los avances en cuanto al vídeo se han perfeccionado en los últimos años, permitiendo crear dispositivos pequeños con gran capacidad de almacenaje y resolución. La digitalización es una realidad así como la alta definición y la diversidad de tratamientos que se pueden aplicar a las imágenes.

La telecomunicación también ha introducido grandes innovaciones gracias a los cables ópticos y al desarrollo de mejoras en los satélites favoreciendo la transmisión de las comunicaciones de forma efectiva y de calidad.

Como todos, estos progresos ofrecen ventajas y desventajas en la sociedad moderna. Es evidente que la gran mayoría utiliza algún aparato electrónico de forma rutinaria. Por ejemplo ¿cuántas veces se conecta uno a Internet mediante un Smartphone? ¿cada cuanto escuchamos música con un mp3, mp4 o mp5?

¿quién no se conecta de vez en cuando a la red a través de un ordenador?… Gran parte de los dispositivos electrónicos que se encuentran en el mercado los utilizamos de forma habitual. Son muchos los beneficios y facilidades que aportan estos terminales (descubrir donde está una calle, estar al día de las últimas noticias, hacer vídeos, leer un libro, conectarse a las redes sociales, escuchar música…).

Sin embargo, la dependencia de estos dispositivos puede ser excesiva y nociva para nuestro bienestar.

Hay profesionales que señalan que el extremo abuso de ellos, puede afectar nuestra salud. Estar tecleando en el móvil durante varias horas y de forma rutinaria puede desarrollar artrosis. Estar frente a un ordenador durante horas puede generar daños en la vista y en las cervicales (por malas posturas).

Depender de forma excesiva de un dispositivo (móvil, Tablet, ordenador, videojuego…) favorece y facilita el insomnio ante el estrés que provoca la dependencia de estos instrumentos. Usar un aparato con audio con un volumen muy alto puede perjudicar nuestra audición y provocar graves lesiones de forma permanente. Llevar el móvil cerca de los testículos provoca infertilidad en los hombres, pues reduce la producción de esperma.

No se puede negar que la implantación y desarrollo de nuevas tecnologías son instrumentos de gran utilidad y nos benefician en grandes áreas de nuestra vida pero, como en todo en esta vida, no se puede abusar de los dispositivos tecnológicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *